SUJETO + VERBO + COMPLEMENTOS

Resultado de imagen de sevillaEsta semana he estado en Sevilla, visitando varios colegios para impartir diversas sesiones a grupos de chicos y chicas de 10 a 16 años. Llevo desde 2010 saltando de cole en cole y tiro porque me toca, por lo que el número de jóvenes con los que he compartido alguno de estos encuentros es de varias decenas de miles… Y me siguen sorprendiendo con sus preguntas, comentarios o aportaciones. Por eso, cuando alguien me pregunta: “¿qué es lo que más te gusta de ser escritor?” La respuesta es inmediata: “el contacto con los lectores”. Pero no era de esto de los que os quería hablar hoy…

En uno de estos colegios, tuve una “comida de trabajo” con profes de lengua de Primaria. Me encantó ver cómo se preocupan por sus alumnos y no dejan de buscar el modo de ayudarles mejor. Mientras le dábamos vueltas a cómo fomentar el gusto por la lectura y la escritura en los más pequeños, una de las profesoras me preguntó si hay unas reglas básicas para aprender a escribir. Como hace tan solo unas semanas que he impartido un taller de redacción, no tuve que pensar mucho para contestarle. ¿Qué le dije? Lo que ella ya sabía, lo que tú también sabes, lo que casi todos sabemos, pero con frecuencia olvidamos. La regla básica es SUJETO + VERBO + COMPLEMENTOS.

Resultado de imagen de aprendizajeTodo aprendizaje requiere paciencia, disciplina y algo de esfuerzo. Y, además, salvo que uno sea un genio, lo lógico es que este proceso sea gradual. Es decir, se comienza con algo sencillo y, poco a poco, se avanza en complejidad, sin que eso signifique que haya que despreciar lo anterior. Al revés, no olvidemos que al decir que algo es básico estamos subrayando su importancia, puesto que si quitamos la base toda la estructura se desmorona.

El objetivo principal del lenguaje es la comunicación. Por eso, al escribir, lo prioritario es que se nos entienda. Da igual el tipo de texto que sea: periodístico, literario, judicial, etc. Si tus lectores no comprenden el significado de tus palabras, has fracasado por completo. Y si te entienden después de mucho esfuerzo, también has fracasado… aunque en menor medida 😉

¿Significa esto que debemos utilizar un léxico muy limitado y unas estructuras simples? No. ¿Entonces? Muy sencillo. Mantente dentro de los límites de tu destreza y de tus conocimientos. Utiliza el tipo de lenguaje y de construcciones que sean necesarios para expresar tus ideas, buscando siempre la sencillez y claridad. No intentes impresionar a nadie con palabras altisonantes o rebuscadas.

Resultado de imagen de caminoNo olvides que la escritura es un camino que hay que recorrer sin prisas. ¿Cómo se mejora? Leyendo y escribiendo… y revisando. Pasito a pasito. Comenzamos por lo más sencillo y, cuando nos sintamos cómodos, probamos con algo nuevo. Pero sin olvidar lo anterior. Lo he dicho muchas veces en estas páginas y lo voy a repetir una vez más. Cuanto más sencillo, más bello. Pero para alcanzar la sencillez hay que trabajar mucho.

 

Un saludo

@M_A_JORDAN

 

VERBO

Al principio fue la palabra,
esa energía que guía tu voz si hablas. 
Igual que un arma que se activa entre tus labios, 
alejándote del lodo y de ese ahogo solitario

(…)

La prueba de que existes con un grito eterno.
La voz que nace y te hace atravesar el tiempo.
La esencia que te diferencia y te hace brillar.
El arma que une metas y recuerdos: verbo. 

 

Llevo varias semanas queriendo escribir esta entrada, pero primero por unos motivos y después por otros… Hasta hoy 😉 Va a ser un poquito larga, pero confío en que te resulte de interés.

“Verbo… Es el núcleo activo de la oración. Es lo que pone al sujeto –al nombre- en acción”

El-duque-en-su-nueva-película-Verbo

Con estas palabras explica Eduardo Chapero-Jackson la razón que le ha llevado a titular así su primer largometraje.  No voy a entrar en valoraciones cinematográficas porque no tengo ni idea de cine y seguro que diría muchas tonterías. Pero sí que quiero detenerme en el tema que aborda esta película y en sus propuestas, porque están muy relacionadas con el mundo de la escritura, que es el hilo conductor de este blog.

1276

¿Te suenan las estrofas con las que he iniciado la entrada? Yo no las conocía hasta hace poco, pero en este tiempo las he escuchado y leído muchas veces. Pertenecen al tema central de la película “Verbo”, creado e interpretado por Nach.

No soy fan del rap, ni del hip-hop… Pero en las ocasiones que he escuchado a este artista, me ha llamado mucho la atención la calidad de sus letras. Y te puedo asegurar que “Verbo” es una canción que no tiene desperdicio. Hace unas semanas imprimí la letra para subrayar los versos que me parecían interesantes… Y tengo a mi lado un folio repleto de rayas naranja fosforescente 😛 . ¡Es que es muy buena! Luego te la pongo, junto con el videoclip y me cuentas qué te ha parecido.

images (3)

Pero me estoy deteniendo demasiado en los prolegómenos y ya va siendo hora de que entremos en materia. Que me disculpen Nach y Eduardo Chapero-Jackson si machaco sus ideas y no les hago justicia, pero conste que mi intención es buena.

La adolescencia… Esa etapa de la vida tan “temida” por padres y educadores, y tan necesaria para nuestro desarrollo. Pasar de la dependencia absoluta al yo quiero, yo digo, yo hago… Tomar las riendas de nuestra vida. Dejar de ser un sujeto paciente para ser “dueño de mi destino… capitán de mi alma”. Un momento crucial que a veces nos desborda.

images

Somos puzzles incompletos, 
esqueletos vagando histéricos, 
mientras nuestro silencio se expande y hiere

Este es el contexto de la película “Verbo” y a la vez el punto de partida.

“Sientes que tu vida no rima”. Una de las pistas, en forma de graffiti, que encuentra Sara, la protagonista de esta historia, y que define de un modo genial la situación en la que se hayan muchos jóvenes… Y no tan jóvenes.

verbo-pelicula-completa-1-7_imagenGrande3

“El ser humano es un ser social por naturaleza”. Cuántas veces hemos escuchado o citado esta reflexión de Aristóteles. Necesitamos sentirnos parte de un grupo, pero en ocasiones esa misma necesidad, que debería servirnos de protección, es nuestra condena, ya que por miedo al rechazo perdemos nuestra identidad.

Cuántos hay que vagan perdidos entre mi “yo” y ese “yo” que quisiera ser. Entre lo que siento y lo que digo. Entre mis deseos y lo que se espera de mí. Espíritus con sed de volar alto que se estrellan contra sus limitaciones, contra la incomprensión, contra lo establecido…

verbo02

Demasiado cielo para tan pocas alas.
Demasiado tiempo a solas.
Demasiadas balas para esquivarlas todas

Y se refugian en su interior como un animal herido en lo profundo de su cueva, mientras llevan una existencia anodina, insatisfecha, en la que las ilusiones ceden su paso a lo práctico, y la belleza a lo funcional.

Es entonces cuando aparecen las tres pruebas… “la palabra, la conciencia, la acción”. La reacción de la persona que no se conforma con ser uno más, que no se deja llevar por la corriente, sino que se rebela y lucha, primero contra sí misma y luego contra todo aquello que le impida ser quien quiere ser.

images (5)

Por eso actúa y convierte en cierto lo imposible.
Te atan a acontecimientos pero el pensamiento es libre,
capaz de liquidar al lado oscuro que te absorbe

¿Y cómo se lucha? Con la palabra. Poner letra a nuestros pensamientos, y que nuestros pasos sigan el camino marcado por la conciencia. Poner fin a la soledad interior, al servilismo conformista de la comodidad. Vencer nuestros miedos afrontándolos, aprendiendo de los errores, levantándonos tras cada caída.

images (4)

No más silencio si nos queman.
No más ojos hacia el suelo que envenenan.
No más penas de aguas negras en tu venas que ciegan cada mañana.
Tú hablas, tú buscas, tú amas, tú ganas, porque tú te llamas…..verbo 

Ese es el combate del que quiere ser libre, no del que se conforma con la apariencia de libertad que anestesia nuestros sentidos. Pensar, buscar, hacer, luchar, amar, ganar… No ser una marioneta más de la corriente superficial que nos aboca a lo fácil. Desconfiar del que prometa éxito sin esfuerzo. Enfrentarse al pensamiento de la mayoría. Ir un paso más allá, analizar los argumentos, cuestionar los dogmas de esa sociedad que se dice liberal y transigente pero que castiga al que se atreve a saltarse el guión. No esperar a que las cosas cambien, sino luchar por cambiarlas.

alba-garcia

Se tú el cambio que quieres ver en el mundo.
Se ese rayo que cayó y que retumbó en lo más profundo.
Juntos tú y tu voz como una luz incandescente.
Juntos tú y tu voz cuando nadie te defiende.
Cuando el resto no comprende que eres especial
y que no caes en la espiral superficial que arrastra a otros.
Cuál de aquellos rostros no echará a perder su vida.
Gírate y mira tantos se ahogan y no respiran,
oscilan en precipicios de edificios y ven
que la inercia y el vicio les dejó tan lejos del edén

Y esa es la historia que se nos cuenta en la película “Verbo”… Pero de un modo mucho más interesante y atractivo que estos pensamientos deslavazados que he plasmado lo mejor que he sabido.

Una historia real contada de un modo simbólico. Una fábula sugerente que os recomiendo sin duda alguna. Y como toda fábula tiene su moraleja:

Tú tienes el más grande poder que nos fue dado,
la palabra que libera afectos encadenados,
el don de poder ser alguien dentro de un silencio enfermo,
que te atrapa para hacer de ti su siervo.

Atrévete a cambiar tu mundo

images (1)

La palabra… que cambiará el mundo.

Este es un blog para escritores principiantes y para todo aquel que crea en la fuerza de las palabras. Pero de las palabras sinceras, es decir, aquellas que son el reflejo fiel de una actitud interior, el preludio de una acción, una radiografía de nuestros pensamientos. La palabra es algo demasiado noble para desvirtuarla convirtiéndola en un instrumento de la mentira y el embaucamiento.

Aprovecho estas líneas para dar mi enhorabuena a Eduardo Chapero-Jackson y a Nach por su gran trabajo.

Aquí tenéis el videoclip del tema central de la película y la transcripción de la letra.

Al principio fue la palabra,
esa energía que guía tu voz si hablas. 
Igual que un arma que se activa entre tus labios, 
alejándote del lodo y de ese ahogo solitario. 
Somos puzzles incompletos, 
esqueletos vagando histéricos, 
mientras nuestro silencio se expande y hiere. 
Así el aspecto muere triste y famélico, 
viendo que nada cambia, 
que la rabia duerme tras la traquea, 
siempre anclada en ese miedo que provoca arcadas, 
pensando tanto diciendo nada, 
sintiendo cada mirada minada por la costumbre, 
seca con la escasez por la sed de deseos que no se cumplen. 
Abre tu conciencia y mira en las paredes. 
Dirán que puedes ser tu mismo sin fijarte en otro seres 
y ser viento entre desiertos de cemento, 
sabiendo que quien te rodea ya no te moldea, 
haciendo que todos crean cuando vean que luchas por lo que quieres. 
Tú dices, tú haces, tú creces, tú sientes porque eres…..verbo 

La prueba de que existes con un grito eterno.
La voz que nace y te hace atravesar el tiempo.
La esencia que te diferencia y te hace brillar.
El arma que une metas y recuerdos: verbo. 
Demasiado cielo para tan pocas alas.
Demasiado tiempo a solas.
Demasiadas balas para esquivarlas todas.
Demasiada oscuridad para moverte.
Demasiada vida, para echarla a suertes con la muerte.
Por eso actúa y convierte en cierto lo imposible.
Te atan a acontecimientos pero el pensamiento es libre,
capaz de liquidar al lado oscuro que te absorbe.
Ese enorme ser deforme que habita entre el caos y el orden,
que marchita tu interior y lo revuelve 
entre marmitas de sigilos donde sentimientos hierven.
No más silencio si nos queman.
No más ojos hacia el suelo que envenenan.
No más penas de aguas negras en tu venas que ciegan cada mañana.
Tú hablas, tú buscas, tú amas, tú ganas, porque tú te llamas…..verbo 

Se tú el cambio que quieres ver en el mundo.
Se ese rayo que cayó y que retumbó en lo más profundo.
Juntos tú y tu voz como una luz incandescente.
Juntos tú y tu voz cuando nadie te defiende.
Cuando el resto no comprende que eres especial 
y que no caes en la espiral superficial que arrastra a otros.
Cuál de aquellos rostros no echará a perder su vida.
Gírate y mira tantos se ahogan y no respiran,
oscilan en precipicios de edificios y ven 
que la inercia y el vicio les dejó tan lejos del edén.
Pero quién tiene la fórmula y desata 
la trémula red de esa tarántula de la que nadie escapa.
Así que saca de una vez por todas tu pasión, tu furia.

Pasa a la acción arrinconando a la penuria 
y recuerda que cada emoción muere cuando se esconde.
Tú luchas, tú vuelas, tú sabes, tú puedes.
Tu nombre es la prueba de que existes con un grito eterno,
la voz que nace y te hace atravesar el tiempo,
la esencia que te diferencia y te hace brillar,
el arma que une metas y recuerdos.
Tú tienes el más grande poder que nos fue dado,
la palabra que libera afectos encadenados,
el don de poder ser alguien dentro de un silencio enfermo,
que te atrapa para hacer de ti su siervo.

Atrévete a cambiar tu mundo.