ALGUNAS PREGUNTAS

Hola a todos.

Resultado de imagen de excelencia academicaEsta semana impartiré un taller de redacción a un grupo de alumnos de 1º y 2º de bachillerato que participan de un programa de excelencia académica. En esta ocasión no se trata de sesiones sobre escritura creativa, aunque supongo que saldrán algunas ideas relacionadas con la creación literaria. La idea del taller es que los jóvenes reflexionen sobre la importancia de escribir correctamente y trabajar con ellos algunos aspectos que puedan servirles de ayuda a la hora de planificar sus textos, desarrollarlos y corregirlos.

Tengo pensado comenzar la sesión con varias preguntas, que os lanzo desde aquí por si queréis reflexionar sobre ellas y aportar algún comentario.

Imagen relacionada

  • ¿Por qué es importante escribir bien?
  • ¿Qué significa escribir bien?
  • ¿Qué dificultades podemos encontrar?
  • ¿Cuáles suelen ser los errores más frecuentes?
  • ¿Qué le sugeriríais a alguien que quisiera escribir correctamente?

Siempre he pensado que es necesario plantearse los porqués de las cosas que hacemos. No me gusta vivir por inercia, me parece una actitud cómoda y conformista, que desemboca en la apatía y el desencanto. Cuando sabes por qué haces una cosa, o dejas de hacerla -si ves que no sirve para nada- o la haces con más ganas -si realmente es útil-, ¿no crees? Por eso, si nos planteamos por qué es necesario esforzarse para escribir de un modo claro y preciso, es posible que la consecuencia sea un mayor interés por mejorar en este campo, en el que siempre tendremos algo que aprender.

Resultado de imagen de APRENDERTener algunos libros publicados o impartir talleres de escritura no implica que lo sepamos todo. Estoy seguro de que en esta entrada se podrían mejorar algunas expresiones y el texto final ganaría tras una revisión detallada. Pero eso, lejos de humillarme, me permite ser más comprensivo con los errores de los demás y mantener despierto el afán por mejorar.

Pero, volviendo a las preguntas que servirán de introducción al taller, ¿qué opináis vosotros? Podéis dejar aquí algún comentario, o contestarme por mail o a través de las redes sociales. Seguro que vuestras ideas me vienen muy bien para la sesión del miércoles.

Muchas gracias.

Un saludo

@M_A_JORDAN

Anuncios

¿MADERA DE ESCRITOR?

Hola a todos.

Echándole un vistazo a las estadísticas del blog, he visto que hay quien ha llegado hasta aquí introduciendo en el buscador las siguientes palabras: “cómo saber si tengo madera de escritor”. Me ha parecido una cuestión de lo más interesante y, por eso, voy a dedicarle esta entrada.

¿Qué le dirías tú a alguien que te hiciera esa pregunta? Si quieres aportar tu respuesta, no dudes en dejar un comentario 🙂

¿Qué le diría yo a ese alguien? Buf, no es fácil, la verdad. Pero vamos a intentarlo.

Para comenzar, vamos a abordar una cuestión anterior: el escritor ¿nace o se hace? Esto me lo han preguntado muchas veces en mis sesiones en colegios. Mi respuesta siempre es la misma: “las dos cosas”. Hace falta cierto talento natural, pero luego hay que dedicarle mucho tiempo al desarrollo de ese talento.

Antes de seguir, te pongo aquí unas palabras de Marta Rivera de la Cruz que me llamaron la atención cuando las leí:

FOTO.Marta-Rivera-de-la-CruzAlgo indispensable es que una persona que quiere escribir ha de enfrentarse en algún momento a su capacidad para escribir porque no todo el mundo la tiene. El otro día le hicieron una entrevista a Ferrán Adriá. Él quería ser futbolista. Jugaba en un equipo de juveniles y le preguntó a su entrenador qué posibilidades tenía en el fútbol. El entrenador le dijo que sólo podía llegar a jugar en Tercera. Y entonces encontró su camino por otro lado. Igual que no puedes ser modelo midiendo 1,60 cm., tampoco puede ser escritor si no tienes capacidad por mucho que te empeñes. Todo requiere unas capacidades. Que te guste una cosa no significa que seas capaz de hacerla.

Quizás te parezca una respuesta un poco dura o desanimante, pero yo creo que esta autora (de la que me declaro fiel lector y admirador) está completamente en lo cierto. Todo requiere unas capacidades, escribir no es una excepción, y que te guste una cosa no significa que seas capaz de hacerla… Al menos con la suficiente destreza como para que puedas destacar en ese campo.

PREGUNTA: Entonces, ¿la escritura es solo para unos pocos?

RESPUESTA: No.

¿Has visto Ratatouille? Si no es así, no dudes en hacerlo cuanto antes. Nada más empezar la película, se lanza el siguiente mensaje “todo el mundo puede cocinar”. Pues yo te diría que todo el mundo puede escribir. Pero no todo el mundo puede ganarse la vida a través de la escritura o crear novelas que capten la atención del público, del mismo modo que no todo el mundo puede llegar a ser un gran chef.

ratatouille-production-stills-ratatouille-1847049-1902-2560

Hay gente a la que cocinar le resulta entretenido, relajante, divertido… Y lo hacen sin más pretensiones que las de pasar un rato agradable y compartir con los demás el fruto de su trabajo. Lo mismo puede pasar con la escritura y, en ese caso, yo no le daría muchas vueltas al hecho de si tengo o no madera de escritor.

“Ya, pero es que a mí me gustaría dedicarme a esto”. Podría decir alguno. Está bien, en ese caso sí que tienes que darle algunas vueltas a la cuestión.

Algunas pistas:

  1. ¿Por qué escribes? Si la respuesta es: “porque quiero ser famoso y ganar mucho dinero”, casi que no te molestes en seguir leyendo. Te has equivocado de profesión. Sí, unos pocos se enriquecen y alcanzan la fama, pero hay caminos mucho más sencillos y directos hasta esa meta.  Necesitas una motivación mucho más personal si no quieres rendirte a los pocos pasos. Escribir ha de ser una necesidad, un modo de expresarte, una parte de ti, un mundo en el que te sientes cómodo, una senda hasta tu verdadero yo. Algo con lo que disfrutes, aunque quizá no siempre, también hay momentos “dolorosos” como en todo proceso creativo.
  2. ¿Eres capaz de traducir tus pensamientos en palabras? Parece fácil, pero no lo es. Bueno, depende del tipo de pensamientos, claro 😉
  3. ¿Tienes inquietud por mejorar?
  4. ¿Cuánto lees?
  5. ¿Eres capaz de distinguir un texto bien escrito de uno “defectuoso”?

Estas son algunas preguntas muy básicas y que no te darán de ningún modo una respuesta definitiva. Me temo que, si realmente quieres saber si vales para esto, tendrás que confiar en la opinión de otras personas. Como dice el refrán: “nadie es buen juez en causa propia”. Tendrás que vencer el miedo, la vergüenza, la incertidumbre y consultar con gente que posea los conocimientos suficientes para poder asesorarte.

89c5b94a5c91afd2c9d649de1dd3dcb9

Ahora bien, no confundamos la falta de talento con la necesidad de mejorar. Que cometas errores no significa que no sea lo tuyo. Nos pasamos la vida aprendiendo y terminaremos nuestros días con mucho camino por recorrer. Algunos avanzan más, otros menos, pero ninguno alcanza la meta de la perfección.

Estoy llegando al final de esta entrada y soy consciente de no haber respondido a la cuestión. Lo único que he hecho ha sido despejar el balón y decirte que lo hables con alguien que sepa de esto, ¿verdad? Muy bien, pues para no dejarlo así, aportaré mi granito de arena.

Es muy difícil determinar si una persona tiene aptitudes para la escritura. En algún caso puede que se vea con claridad por lo bien o lo mal que lo hace, pero hay una gran franja intermedia en la que todo está difuminado y no se ve con claridad. Por eso, lo que yo te recomendaría es que sigas adelante y que escribas, pero no para destacar, sino para disfrutar. Aunque no consigas publicar ninguna novela y tus obras no deleiten al público, no habrás perdido el tiempo. Escribir nos hace mejores personas, nos facilita la capacidad de expresión, estimula nuestros sentidos, ordena nuestras ideas, alimenta nuestra imaginación y nos hace pasar ratos maravillosos. Puede que no te ganes la vida con la escritura, pero la mejoraras, que no te quepa duda.

Un saludo

@M_A_JORDAN