JANE AUSTEN SOCIETY EN ESPAÑA

A finales de febrero asistí a un congreso sobre Jane Austen en Madrid. Fue una experiencia genial, aprendí muchísimo, disfruté como un niño hablando con otros lectores de esta autora -sin necesidad de explicar cada referencia a una novela o dato de su vida 😉 -, y conocí a mucha gente estupenda, entre ellos a Elena Truan.

Una chica joven (mucho más joven que yo, que ya empiezo estar achacoso 😛 ), brillante, trabajadora, con muchas ideas y ganas de sacarlas adelante.  Me comentó que tenía la intención de crear la Jane Austen Society en España, y me faltó tiempo para pedirle que contara conmigo… Y ella tuvo la amabilidad de acceder 🙂

Para no aburriros con procedimientos legales, os diré tan solo que hace ya varias semanas que constituimos la sociedad y que muy pronto podremos aceptar socios. Mientras tanto, la lista de espera va creciendo, lo mismo que el número de seguidores en nuestra página de Facebook…

fb

mg

Y confiamos en ser cada vez más. A la vez que no se nos sube a la cabeza este “éxito”, ni mucho menos, ya que la gente no nos sigue a nosotros, sino a Jane Austen y a sus obras.

Nuestro objetivo es promocionar sus novelas entre todo tipo de público, acercar sus historias y su vida a la gente joven y menos joven, fervientes lectores o alérgicos a los libros.

También procuramos ser un lugar de encuentro para fans de esta escritora a través de clubes de lectura, comentarios en las redes sociales y otros eventos online, y, dentro de no mucho, también presenciales para todos aquellos que puedan venir.

Nuestra intención es organizar ciclos de conferencias, congresos, lecturas conjuntas, cineforums, y cualquier actividad que pueda ser del gusto del público. Para ello contamos con un grupo de colaboradores que va en aumento (si quieres unirte, solo tienes que decirlo) y con muchísima ilusión.

Esta semana terminará el “Concurso de personajes secundarios”. Un juego con el que hemos querido que los lectores pudieran elegir a sus secundarios favoritos. Ahora mismo hay poquitos votos en esta última ronda. Si quieres pasarte y dejar el tuyo, será bien recibido. Yo tengo a mi candidata ;), pero respeto completamente la libertad de cada lector. Eso sí, ejerzo mi derecho a hacer campaña, así que:

mary

También te invitamos a visitar nuestro blog:

blog

Y sobre todo a descubrir las obras de Jane Austen. Si eres capaz de conectar con su ironía, sentido del humor, capacidad de crear personajes entrañables y mostrar situaciones memorables, disfrutarás de horas y horas de buenas lecturas.

Este es uno de esos casos en los que no exageraría si dijera que podría pasar horas y horas hablando de ella y de sus novelas. Dentro de unos meses terminaré, defenderé y publicaré mi tesis doctoral sobre Jane Austen, y algo me dice que va a ser tamaño ladrillo ancho, así que no os entretengo más y reservo mi vena austeniana para este estudio.

Si os gusta Jane Austen, sentís curiosidad por su trabajo, o conocéis a alguien que pueda estar interesado, JASES está a vuestra disposición.

Un cordial saludo

@M_A_JORDAN

ANÁLISIS DEL ESTILO LITERARIO (2ª PARTE)

Decíamos ayer… 😉

Pongámonos en situación. Acabamos de leer un libro -o estamos leyéndolo- y alguien nos pide nuestra opinión sobre él. Posibles respuestas:

-Nivel 1: Está bien / Es aburrido /Es muy interesante / Bueeeeeno, no está mal.

-Nivel 2: Me está gustando / No me engancha / No puedo parar de leer.

Estos dos niveles sirven si la pregunta era superficial o de cortesía. Si se trata de alguien que realmente tiene interés por esa obra, tendríamos que profundizar un poco más, hablar de algunos personajes, o de la trama principal, de los puntos fuertes, etc. Y si quisiéramos hacer un trabajo sobre ese libro, deberíamos ser más sistemáticos y tomar cada elemento para analizarlo por separado y en el conjunto de la obra.

Un libro puede gustarnos o no, pero si queremos ser justos con el autor y agudizar nuestra percepción, lo ideal es que detectemos las razones por la que es así.

Ahí van algunas ideas:

Según Oscar Wilde, para escribir solo existen dos reglas: tener algo que decir y decirlo.

Ese algo que decir es LA HISTORIA. Y el decirlo EL DISCURSO.

En toda historia aparecen cuatro elementos: los personajes, el narrador, el argumento y el contexto (espacio-tiempo).

Y en el discurso también encontramos cuatro posibilidades: narración, diálogos, descripciones, reflexiones.

¿Quieres saber por qué te ha gustado un libro o no? Analiza (con la profundidad que quieras) cada uno de estos elementos. Ya verás cómo enseguida captas cuál o cuáles funcionan y cuáles no. El resultado general determinará que tu impresión haya sido positiva o negativa.

Este procedimiento intenta ser lo más objetivo posible, teniendo en cuenta que siempre lo llevarán a cabo personas, por lo que la carga subjetiva es inevitable.

En otro nivel están las interpretaciones que cada uno quiera o pueda hacer de las obras que lea, de la intencionalidad del autor, los sentidos ocultos, la simbología…

Y respecto a esto último os pongo una cita y un vídeo genial que os recomiendo que veáis sí o sí.

Primero la cita de Albert Camus:

“Los que escriben con claridad tienen lectores; los que escriben oscuramente tienen comentaristas”

Y, ahora el vídeo:

Un saludo

@M_A_JORDAN

 

ANÁLISIS DEL ESTILO LITERARIO

Hola a todos.

Hoy voy a lanzaros una pregunta, que no sé si habrá alguien que quiera contestar o si quedará en el aire, ignorada por el público internautico 😛

Si tuvierais que realizar un análisis del estilo literario de un autor, ¿cómo lo haríais? Me explico.

Para poder contestar a la pregunta que acabo de haceros, primero tendríamos que definir qué es el estilo literario. Eso lo podemos buscar en muchos libros y encontraremos explicaciones diversas, que serán más o menos completas.

Acabo de leer una que dice que el estilo literario es la manera de expresarse de cada autor… ¿Qué os parece?

A mí me parece muy incompleta. Y el problema es que tengo la impresión de que esa es una idea generalizada, a la vez que reduccionista. Cuando hablamos de estilo literario es fácil que muchos se centren solo en el lenguaje, en el tipo de frases, vocabulario, recursos, etc. utilizados. Y eso es parte del estilo literario, pero solo una parte.

Desde mi punto de vista, si queremos analizar el estilo literario de un escritor de novelas (por ejemplo) tendremos que radiografiar sus obras para descubrir cómo ha logrado crear esa historia. Y para lograrlo deberemos tener en cuenta muchos aspectos, no solo el lenguaje. Es más, yo creo que a los escritores nos preocupan mucho más otros elementos de la historia y de la narración que el tipo de oraciones que empleamos, los nexos o las metáforas. Eso, en muchas ocasiones, sale de un modo inconsciente. Lo nuestro es contar historias y para que esa historia funcione, todo tiene que encajar a la perfección.

Así que… ¿Qué harías tú para analizar el estilo literario de un autor?

Yo estoy llevando a cabo ese análisis sobre Jane Austen. Ya estoy en la parte central de mi tesis y estoy disfrutando cada hora que logro dedicar a este trabajo. Cuanto más profundizo en sus escritos, más me cercioro de su maestría. Esta chica fue un genio, es un genio y lo seguirá siendo mientras haya gente que lea sus obras, que espero que sea mientras el mundo siga dando vueltas ;). Ya he definido mi metodología, y no tendré ningún reparo en contárosla, pero antes me gustaría escuchar vuestras propuestas.

Muchas gracias.

Un saludo

@M_A_JORDAN 

PALABRAS, LAS JUSTAS

Hola a todos.

7-habitos-gente-altamente-efectivaHace tiempo leí un libro titulado “Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva”. Me lo habían recomendado en diversas ocasiones, pero -no te voy a engañar- pensaba que se trataría del típico “panfleto de autoayuda” que lo único que hace es repetir ideas hipermotivantes pero con poca sustancia. Eso, o un manual para hombres de negocios con mil teorías sobre mercados, macroeconomía, etc. . . Tanto en un caso como en el otro, una pérdida de tiempo. Por lo que asentía con una sonrisa ante la sugerencia, pero ni caso.

Hasta que un día, vete tú a saber por qué, decidí darle una oportunidad, y me enganchó desde el principio. Ciertamente es un libro de autoayuda muy aplicable al mundo empresarial. Pero su gran virtud es que abundan los ejemplos de la vida cotidiana en los que se pueden poner en práctica sus acertados consejos.

Y, después de la publicidad -por la que no voy a cobrar ni un céntimo-, vamos a tocar tierra. ¿Qué tiene todo esto que ver con la escritura? Vamos allá.

El segundo hábito de la gente altamente efectiva es:

h2

Sencillo, ¿verdad? No hace falta leer un libro para darnos cuenta de lo importante que es saber adónde vamos desde el primer momento. Si todas nuestras acciones tienen una finalidad clara, ahorraremos muchas pérdidas de tiempo y espirales de sinsentidos. Sí, es evidente, pero por eso mismo es bueno que nos lo recuerden.

Hay muchas facetas de la escritura en la que esta máxima puede ser útil, pero yo tan solo voy a aplicarla a una: no usar más palabras de las necesarias.

Cada adjetivo, verbo, frase o párrafo debe tener un sentido. Si puedo eliminar un elemento, lo elimino. No confundas la riqueza de vocabulario con la pedantería, la agilidad de pluma con la verborrea, la narración fluida con el rollo insoportable.

Todo debe tener un fin; explicar una situación, transmitir un sentimiento, entretener, matizar… Lo que sea. Pero no escribas por escribir.

Te invito a hacer un ejercicio: escribe un texto o, mejor aún, busca uno que ya tengas escrito. Intenta eliminar todo lo que puedas sin que se pierda el significado. Vuelve a leerlo y haz otra limpia. Cuando creas que ya no puedes quitar nada más, compara los dos textos y fíjate en la diferencia de ritmo y fluidez de cada uno.

¿Cómo ha ido? Seguro que bien.

Un saludo

@M_A_JORDAN